Cultura y Silencio

.

Ora et labora, recordaba Ramón. Siendo universitario, el claustro y el silencioso pero entregado comportamiento de los frailes, habían transformado su concepción de la vida: el gran mundo exterior se le hizo pequeño a partir de aquel encuentro cultural en el monasterio, mientras que, paradójicamente, el reducido espacio del monasterio se le grabó como una obra inmensa, magnífica, en la que el espíritu podía relajarse y vagar a sus anchas entre capiteles y arcos, haciéndose eco del manso sonido de la fuente o creciendo hacia el cielo, nítido, azul, usando el gran ciprés como guía. Ramón, a veces necesitaba revivir esos días. Necesitaba reencontrarse consigo mismo y con la paz que poco a poco perdía entre el ruido de la ciudad, y acudía a Silos a buscarlo.

Pero en esta ocasión, había algo que además le entristecía profundamente. Silos, fue cuna del nacimiento del castellano, tanto por las glosas escritas en lengua romana vernácula, como por la contribución en la transmisión de la cultura. Y por otro lado, era un lugar donde el silencio enseñaba a escuchar dentro y fuera de uno mismo. Cultura y silencio. A Ramón le parecía que aquellos dos regalos que el abad Domingo dejó adheridos a la bellísima reconstrucción románica del cenobio y el esfuerzo posterior de los frailes por salvarlo, habían llegado a su fin de forma irremediable: que hoy los chavales no supieran escribir a mano, significaba una innegable y dramática pérdida de la cultura y de los valores por los que personas como los frailes de Silos habían, incluso, dado su vida. Esta vez, lo que le robaba la paz a Ramón, era la sensación de impotencia ante un futuro arrollador que no preveía las consecuencias de su transformación.


Encarna Martínez Oliveras
Microrrelato participante en el concurso Camino de la lengua castellana
Share on Google Plus

Castillos en el Aire

Castillos en el Aire es el programa de libros y escritores de Radio 21. Cada temporada hemos procurado crecer y mejorar. Ahora tenemos literatura, pero también música, fotografía, pintura... ¿ya nos has visitado?
    Blogger Comment
    Facebook Comment

2 comentarios:

  1. Un futuro con vértigo visto desde aquella época.

    Me ha gustado el relato.

    ResponderEliminar
  2. La verdad es que es un relato muy evocador, gracias por tu opinión Odiseo

    ResponderEliminar

Bienvenido Radiolector. Estamos encantados de recibir tu mensaje. Solo te pedimos que no publiques spam raro de ese y que seas respetuoso con todo el mundo. Saludos desde las Almenas.