Laila Winter y las Arenas de Solarïe

.
.
.
Llegó a la redacción del Castillo un libro muy gordo que casi asustaba, se trataba de "Laila Winter y las Arenas de Solarïe". Un libro del que nos habían hablado muy bien en internet y desde el correo electrónico de la Editorial Almuzara. Venía avalado por la noticia de su traducción al polaco para su publicación en Polonia, así que tenía que ser un buen libro y la cubierta incitaba a leerlo... lo que pasa es que con seiscientas y pico páginas por delante y casi 30 libros pendientes de lectura, pues eso, que me asustaba internarme en sus aventuras, porque soy de los que cuando empiezo un libro me lo acabo.

Pero al terminar de leer el último libro -creo que Los santos inocentes- y decidir qué iba a empezar lo cogí casi por casualidad y enseguida me acoplé a su lectura, tan rápida y vertiginosa que apenas me enteraba de estar leyendo.

Laila es una chica que vive habitualmente en un internado y pasa sus vacaciones con su padre en la mansión de millonario de la que hace gala, nada sería demasiado extraño si no tuviese el pelo verde y lo peor es que no hay nada que hacer, ni cortes, ni teñidos... nada sirve, el pelo de Laila nunca deja de ser verde, si acaso, a veces sí que hace juego con el tono que adquiere su piel ante las bromas de mal gusto de algunas/os compañeros de clase... y encima en un internado, casi nada.

Pero tras el último regreso a casa la vida de Laila cambiará de la noche a la mañana, cuando reciba de su padre el único recuerdo que dejó su madre al desaparecer de la faz de la Tierra, un cuaderno de cuero con piedras de colores en la cubierta. La desilusión de la chica al ver que esas páginas están casi todas en blanco es similar al que siente cada vez que escucha eso de Laila Pelomoco...

Del libro no quiero contaros mucho más, sólo que Laila, precisamente gracias a ese libro, acabará llegando al mundo de las Hadas (espero que éstas no escuchen que las llamo así), aunque no son precísamente las gentiles muchachas de alitas y varitas mágicas que todos recordamos de los cuentos...

La prosa ágil y desenfadada de la autora del libro, la gaditana Bárbara G. Rivero, consigue que las más de seiscientas páginas que componen la novela se pasen en un suspiro, casi sin que nos enteremos de que pasamos una y otra y otra y otra más... la imaginación de esta chica es desbordante y aunque sí que utiliza trazas de la novela que yo ya he pasado a llamar "Harrypotiana" (esto es, jóvenes enfrascados en aventuras mágicas que compaginan estudios, aventuras y amoríos, todos a una), tiene en su haber el dotar a sus aventuras de una originalidad bastante difícil de encontrar hoy en día. La verdad es que el inicio del libro es algo extraño y durante las primeras páginas la historia parece algo lenta (para mi gusto, conste), pero al final el ritmo se vuelve vertiginoso y bastante emocionante, dejándonos con un muy buen sabor de boca y muchos misterios por resolver (y con ganas, añadiría yo, de leer la segunda parte de la saga de Laila Winter).

Creo que Laila Winter es un personaje que cala en los lectores, tiene estilo propio y nos invita a una nueva mitología a la altura de la de autores de reconocida fama. Me gusta mucho el mundo ideado por Bárbara y la atmósfera con la que lo recrea, a pesar de algunos detalles que recuerden mucho a otras sagas literarias (o precisamente por eso). Es sumamente original y es producto nacional, muy bien escrito, valiente y decidido, ¿qué más le podemos pedir a una novela fantástica?

La prueba final de que las aventuras de Laila Winter gozan de una crítica extraordinaria por parte del público y de una gran aceptación entre los jóvenes lectores españoles (y dentro de nada también polacos) es que a pesar de estar promocionada muy poquito al principio, han sido los propios portales, webs y blogs literarios los que la han puesto en el sitio que se merece.

Al castillo llegó el lunes la segunda parte de la saga, Laila Winter y los Señores de los Vientos, y la mejor prueba de que a mí me ha gustado es que no pude esperar ni cinco minutos antes de leerme el primer capítulo... aunque luego tenga que haberlo dejado aparcado hasta que lea los libros que tengo pendientes.
Share on Google Plus

Castillos en el Aire

Castillos en el Aire es el programa de libros y escritores de Radio 21. Cada temporada hemos procurado crecer y mejorar. Ahora tenemos literatura, pero también música, fotografía, pintura... ¿ya nos has visitado?
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario

Bienvenido Radiolector. Estamos encantados de recibir tu mensaje. Solo te pedimos que no publiques spam raro de ese y que seas respetuoso con todo el mundo. Saludos desde las Almenas.