Joe Golem y la Ciudad Sumergida


Mike Mignola
Christopher Golden

En 1925 una serie de terremotos y el consiguiente aumento del nivel del mar provocaron que parte de Manhattan quedara sumergida bajo casi diez metros de agua. Aquellos que se resistieron a abandonar sus hogares empezaron una nueva vida en calles que se habían convertido en canales y en edificios cuyos tres primeros pisos estaban bajo el agua. Han pasado cincuenta años desde entonces y la Ciudad Sumergida, como la llaman sus habitantes, está poblada por carroñeros y ratas de agua, gente pobre que sobrevive como puede, y aquellos demasiado orgullosos u obcecados para dejarse vencer por las circunstancias. Entre ellos están la joven Molly McHugh y su amigo y jefe Felix Orlov. Hubo un tiempo en que Orlov el Mago fue un famoso ilusionista, pero ahora tan sólo es un anciano, un medium psíquico que puede poner en contacto a los espíritus de los fallecidos con los seres queridos que han dejado atrás. Un día algo falla en una de las sesiones de Felix y unos extraños hombres con máscaras de gas y trajes de neopreno aparecen de la nada y secuestran al anciano. Molly consigue escapar y su huida la lleva hasta un misterioso hombre y su fiel compañero, Joe Golem, cuyo pasado es un enigma para sí mismo y que tiene sueños en los que es un hombre de piedra y barro, creado con el único propósito de cazar brujas.

Esta novela ilustrada ambientada en una Nueva York parcialmente sumergida es un relato de fantasía y aventuras con una clara influencia del steampunk. Mike Mignola pone su personal sello a esta tierna y siniestra fábula.


Una aventura entre el misticismo y la distopía

Me llamó muchísimo la atención la sinopsis de esta novela (además de su imagen de portada, con un personaje a lo Hellboy y un pulpo gigante emergiendo de unas nubes negras sobrevolando una ciudad de rascacielos…) y claro, no me pude resistir y me la pedí para leerla, porque decían que tenía una buena dosis de Steampunk… la verdad es que, aunque solo roza el Steampunk y es más una fantasía distópica con enormes dosis de aventuras, novela negra y magia (al estilo extraño y personal de las historias de Mignola, con invocaciones demoníacas, mitos casi Lovecratftianos, engranajes vaporosos, espíritus y monstruos variopintos), es una lectura que no deja indiferente y que presenta una premisa inicial que ya, de por sí, resulta suculenta: media ciudad de Manhatan ha sido engullida por el océano y se ha convertido en una ciudad extraña, donde la anarquía parece reinar en cada rincón.

Una novela de aventuras con enormes dosis de imaginación que disfrutarán en grande los aficionados a la ciencia ficción y la novela negra.


Y en medio de todo esto nos encontramos con dos personajes que podría por sí mismos protagonizar muchas aventuras: Molly McHugh, una muchacha pelirroja muy joven y Joe, un personaje misterioso, que parece esconder no solo un corazón gigante, sino un pasado de lo más extraño (que los lectores intuimos casi desde el título y que resulta de lo más interesante).

No os voy a contar el final de la historia, claro, pero, me da en la nariz que esta no es la última aventura que vamos a poder disfrutar de Joe Golem y de Molly, algo que, por otra parte, a mí me encantaría, porque me lo he pasado bomba con esta historia de sumergibles, refugios subterráneos, criaturas monstruosas y magias extravagantes. 

Espero poder leer más aventuras de este detective tan particular y de este mundo tan sugerente, creo que Mignola y Golden han encontrado una ambientación impresionante y una “nueva mitología” más que evocadora, ¡me encanta!

Una historia como las de siempre ambientada en un ambiente de lo más novedoso y sugerente.

No creo que sea una novela Steampunk, aunque sí que cuenta con grandes dosis steamers, pero es una novela apasionante, divertida, intensa, repleta de aventuras y muy original. Por otro lado está escrita con una prosa sencilla y directa, pero que no deja de lado las descripciones detalladas, tanto, que en momentos creemos estar en los ambientes que  leemos e incluso somos capaces de oler y sentir las ubicaciones. Además, a lo largo de la narración, podemos gozar de algunas ilustraciones de Mignola que nos acercan aún más a este mundo arcano y extraño que tanto me ha cautivado (aunque no creo que estemos ante una novela ilustrada, como dice la publicidad, creo que es, más bien, una novela con ilustraciones salpicadas, aunque tampoco son necesarias, más bien, parecen un regalo de los autores).

Me ha gustado mucho, ha captado mi atención desde el primer momento y me ha parecido una novela más que interesante para los que estén interesados en acercarse a nuevos argumentos dentro de la literatura fantástica.

Os la recomiendo a los amantes de la magia, las invocaciones, los espectros, los mitos y, por supuesto, las aventuras de siempre.

Como dice el titular de arriba, una fábula siniestra a la vez que tierna. No os la perdáis.



Share on Google Plus

Castillos en el Aire

Castillos en el Aire es el programa de libros y escritores de Radio 21. Cada temporada hemos procurado crecer y mejorar. Ahora tenemos literatura, pero también música, fotografía, pintura... ¿ya nos has visitado?
    Blogger Comment
    Facebook Comment

2 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Maravillosa presentaciòn de este liro de Mignola que se aprecia interesante...Con el gusto de saludarles.

    "No estaba muerta..andaba de parranda"...

    Mis cariños para todos...

    ResponderEliminar

Bienvenido Radiolector. Estamos encantados de recibir tu mensaje. Solo te pedimos que no publiques spam raro de ese y que seas respetuoso con todo el mundo. Saludos desde las Almenas.